Disparos en manifestación contra feminicidio

Las protestas contra el feminicidio de la joven Bianca Alejandrina Lorenzana Alvarado, de 20 años de edad, se salió de control esta noche en Cancún, luego de que la policía municipal realizara disparos al aire para dispersar a los manifestantes y en donde dos reporteros salieron lesionados por arma de fuego.

Aunque en un principio se pensó que eran balas de salva o de goma, la reportera de un medio digital Cecilia Solís recibió un impacto en la pierna derecha y el fotógrafo Roberto Becerril en el brazo izquierdo, cuando cubrían la manifestación en la explanada del Palacio Municipal.

Esta manifestación, que inició desde el kilómetro cero de la zona hotelera con destino a la representación de la Fiscalía General del Estado en el destino, es hasta el momento la más violenta que se ha realizado en Cancún.

En este sitio, se realizaron pintas y destrozos a las instalaciones de la dependencia estatal, en la que hombres y mujeres manifestaron su repudio en contra de la lentitud en los procesos de investigación y aplicación de justicia para castigar a los responsables de los asesinatos contra mujeres.

Con grafitis con la palabra “Justicia” en las paredes y en el portón de la Fiscalía, los manifestantes rompiendo lonas, golpearon las puertas, rompiendo teléfonos públicos e incendiaron la entrada del centro de justicia.

De la Fiscalía General del Estado, los manifestantes caminaron con rumbo al Palacio Municipal, en donde grafitearon las paredes y realizaron pintaron en la explanada municipal.

Sin embargo, de manera sorpresiva, los elementos de la policía municipal comenzaron a disparar al aire para dispersar a los manifestantes, aunque algunos elementos provocaron que dos reporteros tuvieran heridas de bala y otros más fueran golpeados.
Se reportaron al menos una docena de detenidos, incluidos representantes de medios de comunicación, dos heridos de bala, así como varias personas golpeadas.

Luego de estos hechos, Alberto Capella Ibarra y Mara Lezama, secretario de Seguridad Pública Estatal y presidente municipal de Cancún, reprobaron los hechos y pedirán una investigación a fondo, para saber quién fue el responsable de ordenar los disparos y dispersar de manera violenta a los manifestantes.

Por su parte, el gobernador del estado, Carlos Joaquín González escribió en su cuenta de twitter “repruebo los actos de violencia que se dieron en Cancún esta noche. Repruebo totalmente la intimidación y agresión contra las y los manifestantes. Di instrucciones precisas de NO agresiones y NO armas en las marchas que se darían el día de hoy”.

“Investigaré al irresponsable que dio instrucciones diferentes a éstas y ha provocado toda esta situación complicada para la sociedad de Quintana Roo. Actuaré con firmeza para que se aplique la ley a quien cometió esta agresión”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *